Publicado el: 24/04/2013 - 1:43pm

Las “oportunidades” de negocios de Iñaki Urdangarin divisaban también México

Compartir

inaki-urdangarin

Iñaki Urdangarin, el enjuiciado yerno del Rey de España, intentó hacer negocios con México aprovechando las “buenas relaciones” de la Casa Real con el presidente Felipe Calderón. En marzo del 2008 envió un documento a quien le proponía ser su socio en la aventura, el empresario Eugenio Calabuig, titulado “Oportunidades de negocio en México”.

No ha salido a la luz si el proyecto prosperó o no tuvo la aceptación de Calabuig.

Informa EFE

Iñaki Urdangarin, yerno del rey de España, recurrió a las “muy buenas relaciones” de la Casa Real con el expresidente de México Felipe Calderón para buscar negocios en dicho país, según el abogado de su exsocio, Diego Torres.

Urdangarín y Torres están imputados en un caso de corrupción y el abogado de este último, Manuel González Peeters, afirma en un escrito dirigido al juez instructor que el yerno del rey se ofreció a principios de 2008 a hacer negocios con el empresario español Eugenio Calabuig a nivel internacional y en marzo de ese año le envío un documento titulado “Oportunidades de negocio en México”.

En dicho documento, subtitulado “Informe de resultados de las primeras gestiones realizadas por don Iñaki Urdangarin”, que el abogado de Torres le entregó al juez, el esposo de la infanta Cristina expone que la puerta de entrada para hacer negocios en ese país era el presidente Calderón, “con quien la Casa Real tiene muy buenas relaciones desde su visita a España el año pasado”.

En el informe señala como negocios de interés los proyectos de agua pública, desarrollos turísticos y energía eólica.

El abogado de Torres adjunta también una información con una fotografía extraída de la página web de la Casa Real española, sobre la celebración de un almuerzo ofrecido por los Reyes al presidente Calderón y su esposa el 11 de junio de 2008, al que asistieron también los duques de Palma.

El defensor de Torres concluye en su escrito “seguro que es una coincidencia, ¿o no?”.

El juzgado de Palma que investiga el presunto desvío de fondos públicos al Instituto Nóos, que presidió Urdangarín, indaga también acerca de varias operaciones mercantiles con el representante de inversiones financieras de Aguas de Valencia, Eugenio Calabuig, en países de Europa del Este, Jordania y países árabes.

En el presunto caso de corrupción, se investiga el desvío de fondos procedentes de las administraciones regionales de Baleares y Valencia al Instituto Nóos entre los años 2004 y 2007.

El juez Castro, que instruye el caso, decidió citar a declarar a la infanta Cristina al apreciar indicios de que pudo consentir que su parentesco con el rey fuera usado por Urdangarin y su socio, Diego Torres, en las presuntas actividades ilegales del instituto Nóos. Sin embargo, esta decisión está recurrida.

Urdangarin, de 45 años y exjugador de balonmano, está imputado en esta causa desde diciembre de 2011 y ha prestado declaración en dos ocasiones, en febrero de 2012 y febrero de 2013. En diciembre de 2011 fue apartado de las actividades oficiales de la Familia Real española.

Foto: Pantalla video Youtube

 

Facebook

Disqus

Las “oportunidades” de negocios de Iñaki Urdangarin divisaban también México